Seguros de Caución, Crédito y Financiación para Empresas

Seguros de Caución, Crédito y Financiación. ¿Cómo pueden ayudar a tu empresa?

La pandemia nos está dejando un más que previsible escenario de dificultades empresariales motivadas por los impagos y la morosidad. Si añadimos a estos obstáculos el posible recorte de crédito desde la Banca, por la morosidad, por el exceso de autorizaciones de préstamos ICO y por las fusiones bancarias, y por las que están por venir, se nos viene un panorama empresarial bastante complejo; sin olvidar que tras el primer año de carencia, hay que devolver los préstamos ICO.

Cubrir el riesgo de impagos y otros riesgos actuales

El sector empresarial vive una época de una importante incertidumbre tras la grave crisis derivada por el coronavirus. El descenso de la actividad, la caída de los ingresos o el temor a un nuevo confinamiento que vuelva a paralizar la economía han provocado que las empresas demanden una mayor seguridad en sus operaciones comerciales, con garantías de negocio, y poder seguir contando con acceso a la necesaria financiación en “el día a día”.

En este contexto, Kalibo Correduría de Seguros ha puesto en marcha una nueva área de actuación en Caución, Crédito y Financiación de Empresas, ofreciendo, además de financiación No Bancaria, un servicio integral de seguros a sus clientes, ofreciendo soluciones al 100% de sus necesidades sin recurrir a terceros. Este nuevo espacio dentro del Área de Empresas de Kalibo cuenta con el especialista del ramo José Luis Pérez, quien considera a estas herramientas como una red de seguridad ante un previsible aumento de la morosidad en el tejido empresarial.

En concreto, el Seguro de Crédito cubre el riesgo de impagos de los clientes, que es una de las principales incertidumbres del mercado durante estos meses. Este instrumento garantiza una seguridad muy importante a las organizaciones ante uno de los mayores miedos de una empresa, al mismo tiempo que multiplica su poder negociador con los clientes, tanto nacionales como extranjeros, y tiene una especial utilidad ante las entidades financieras. “Una empresa de tu competencia puede no dejar que le paguen en más de 30 días, pero al tener las ventas aseguradas, puedes permitirte el lujo de ofrecerles 60 o 90 días, y que el pedido te lo cursen a ti”, explica José Luis Pérez.

De este modo, un banco va a ser más favorable a autorizarle financiación a una empresa que tenga esta garantía y esta seguridad, ofreciendo una mejora en la tesorería de la organización. “Puede anticiparte el cobro de facturas si tienes las ventas aseguradas, mientras que otra empresa quizá no pueda garantizarle al banco que va a devolver el anticipo”, afirma el especialista de Kalibo. Esta herramienta ha cobrado un especial impulso tras la parálisis que sufrió la economía durante el primer semestre de 2020, que obligó a las empresas a recurrir a préstamos para mantener sus negocios con vida. No obstante, en algunos casos, los impagos, o los retrasos en los pagos, ya son una realidad, como reconocen desde el sector, mientras que en otros podrían llegar con la finalización de los ERTE o el comienzo de los plazos de devolución de esos préstamos.


Seguros de Caución y Servicios de Financiación

Como complemento al Seguro de Crédito, que aporta seguridad en el cobro y acceso a la financiación, otro instrumento que está impulsando Kalibo en su Área de Empresas es el Seguro de Caución. Se trata de una alternativa al aval bancario que permite ofrecer garantías a quien exija ese respaldo, ya sean las administraciones públicas, un cliente comercial, autoridades aduaneras, etc. De hecho, cuando una Institución de ámbito público exige cualquier garantía, debe aceptar tanto un aval emitido por bancos como un Seguro de Caución emitido por compañías aseguradoras. “Hay infinidad de operaciones que reclaman avales bancarios y el Seguro de Caución, comúnmente denominado Aval de Caución, es una alternativa a esas garantías bancarias”.

Kalibo emite sus Seguros de Caución a través de compañías de seguro de primer nivel mundial, algunas con mejor rating que las entidades bancarias, y ofrece varias ventajas respecto al aval bancario: puede ser más barato, se ajusta a los días exactos solicitados, no por trimestres, y no consume financiación bancaria. Adicionalmente, “los bancos deben aportar información de los préstamos, créditos, avales, etc. de sus clientes, por lo que en el ámbito bancario todo el mundo conoce la financiación de los clientes. En cambio, “estos ‘Avales de Caución’ se encuentran fuera del circuito bancario, y no aparecen en la información del Banco de España (en la CIRBE)”, destaca José Luis Pérez.

Además de los Seguros de Crédito y de Caución, Kalibo tiene a disposición de sus clientes otros Servicios de Financiación para mejorar la tesorería de las empresas, sin consumir tampoco financiación bancaria, con objeto de anticipar cobro de facturas de clientes, con o sin recurso, emitir confirming para proveedores, búsqueda de financiación para que los clientes de nuestros clientes les confirmen el pedido… Además de estos ejemplos, Kalibo cuenta también con otras fórmulas de financiación ligadas al Seguro de Crédito: “si la empresa dispone de las ventas aseguradas, se puede anticipar el cobro de sus facturas con más facilidad, una vez se ha realizado estudio previo”, afirma José Luis.


El área de empresas de kalibo se consolida como referente

La incorporación Luis Pérez al Área de Empresas de Kalibo completa un círculo que se ha ido desarrollando durante un período de casi 20 años.

El Director Técnico de la Correduría, Óscar Sanz, afirma que hasta ahora no existía una opción que integrara todas estas herramientas en un único espacio, proporcionando un servicio integral a los asegurados. “El 100% de las necesidades de una empresa en materia de seguros podrá encontrar acomodo en nuestra correduría”, garantiza.

Se trata de un paso definitivo para consolidar el Área de Empresas como uno de los puntales de la correduría y convertir a Kalibo en una clara referencia para el Seguro de Empresas, muy especialmente en nuestra área de influencia económica. La búsqueda de productos innovadores y diferenciados y la capacidad de mantenerse en vanguardia para ser los primeros en introducirlos en el mercado (como ocurrió en su día con los Seguros para Consejeros y  Directivos o, más recientemente, con los Seguros contra Ciberriesgos) han impulsado a Kalibo hasta convertirla en un referente en el sector. “Tuvimos la habilidad de sabernos introducir en áreas económicas pujantes, como las nuevas tecnologías, o industrias especialmente arraigadas en nuestra zona, como la agroalimentaria”, celebra Óscar Sanz.

La incorporación se ha producido, además, en un contexto social y económico ante el que no es posible mantenerse indiferente. La reacción del sector asegurador ha sido rápida desde el inicio de la pandemia y ha reflejado una clara voluntad de colaboración entre aseguradoras, mediadores y asegurados. De una parte, se han intentado prestar apoyos de carácter financiero cuando ha resultado posible y, de otra, se han reinventado determinados productos destinados a ayudar a aquellos que pudieran sufrir de forma más directa los efectos de la pandemia. Al mismo tiempo, se han recuperado con fuerza modalidades de seguro que pueden ayudar a paliar los efectos de algunas vulnerabilidades que ha puesto de manifiesto la crisis sanitaria y económica que estamos viviendo: es el caso de los seguros dirigidos a proteger la salud financiera de las empresas (Caución y Crédito) así como los destinados a protegernos frente a la creciente oleada de ataques cibernéticos (los Seguros contra Ciber-riesgos).

¿Tienes alguna duda?

CONTACTA
CON EL GURÚ DE LOS SEGUROS

Un equipo de profesionales para asesorarte.